decreto de las eléctricas

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha señalado que el Gobierno está dispuesto a precisar el decreto ley que contempla medidas para frenar el precio de la luz con el fin de no mermar la competitividad de las empresas.

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban ha urgido a Sánchez durante la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Congreso a “retocar y reorientar” un decreto que -en su opinión- abocará a las empresas a unos costes energéticos que podrían repercutir en el empleo y provocar más ERTE.

Esteban ha considerado que la solución de recortar los beneficios a las eléctricas es “simplona” e impacta en las empresas consumidoras que además tienen que asumir la escasez de materias primas y sus elevados precios.

Publicidad

Abierto a mejorar el decreto

El presidente del Gobierno se ha mostrado abierto a seguir mejorando el decreto, cuyo debate de convalidación o derogación será mañana, y ha dicho que en circunstancias extraordinarias como las actuales es imprescindible asegurar los precios de la electricidad cobrados por la industria o facilitar la firma de nuevos contratos bilaterales al margen del mercado mayorista.

Aclarar y precisar lo que haga falta del decreto para asegurar que esto es así, y no se generen consecuencias ni perjudiciales para los consumidores domésticos ni para las empresas”, ha puntualizado Sánchez, que ha insistido en que es de justicia social que las empresas energéticas también “arrimen el hombre y no repercutan en el recibo de la luz”.

El portavoz del PNV le ha advertido de que se avecina un invierno “complicado” y que el Ejecutivo debe tomar “aquí y ahora” nuevas medidas, ya que las eléctricas repercuten sus pérdidas en sus contratos fijos de clientes industriales “y esto de seguir así provocará nuevos ERTE”.

Además le ha recriminado que el Ejecutivo no contemple inversiones en infraestructuras gasistas como energía de respaldo o inversiones en transporte y almacenamiento.

Belarra: “El Ejecutivo no puede flaquear”

Por su parte, la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, ha subrayado que espera con “prudencia” el resultado de la reunión de la vicepresidenta de Transición Ecológica con las eléctricas mientras que la titular de Derechos Sociales, Ione Belarra, ha avisado de que el Ejecutivo no puede “flaquear” en las medidas tomadas para reducir los beneficios extraordinarios de estas compañías.

En declaraciones a los medios en los pasillos del Congreso, la ministra de Trabajo ha dicho que está en “permanente contacto” con Ribera y conoce los asuntos a abordar, que es el problema “importantísimo” que es ahora la energía y la afectación que tiene en las grandes industrias consumidoras. Por tanto, ha señalado que toca esperar “con prudencia” para abordar “colectivamente” este problema.

Belarra ha confiado que el real decreto de medidas para bajar el precio de la luz tendrá números para salir adelante, dado que el Gobierno ha hecho “lo único sensato” que se podía desplegar, que es retirar los beneficios “milmillonarios” que estaban recibiendo las eléctricas para bajar la factura.

“Nos equivocaríamos si cuando las eléctricas le están echando un pulso a la ciudadanía el Gobierno flaquea. Tenemos que mantenernos firmes y proteger a la gente, que fue la que nos puso aquí”, ha destacado la también secretaria general de Podemos.

Ribera “lo tiene muy claro”

Mientras, el titular de Consumo y coordinador federal de IU, Alberto Garzón, ha expresado su convicción de que Ribera “lo tiene muy claro” y ha defendido las medidas del Ejecutivo, que tiene instrumentos para “favorecer” a las clases trabajadoras y el interés general.

La repercusión sobre la factura de la luz suscita preocupación en todos los sectores, según ha relatado Garzón, pero ha dicho que el decreto-ley que se someterá a consideración mañana en el Congreso se elaboró tras “mucha discusión y diálogo” con los agentes implicados.

Precisamente este miércoles se ha conocido que Unidas Podemos exigirá en el seno de la coalición que las medidas plasmadas en el decreto sean estructurales y no se limiten hasta marzo. Así, va a defender que esa minoración de los denominados beneficios caídos del cielo de las eléctricas, y el resto de actuaciones que “intervienen el mercado” no se limiten a los seis meses que pauta el decreto y se prolonguen.

Fuentes de Unidas Podemos han destacado que las iniciativas del decreto no se puede “rebajar” y que si el PSOE cede a la “presión” de las compañías eléctricas, no tendrá “números en el Congreso que les respalden”.